Active City Stop, el sistema anti colisiones de Ford

Por el 28/10/2017
active city stop de ford

Ford ha apostado por el nuevo Ford Focus echando el resto e incluyendo tanto el nuevo sistema Active City Stop como una serie de nuevas tecnologías de bastante interés para el actual buque insignia del catálogo de la marca. Si hace no demasiado tiempo os hablamos de su novedoso sistema de aparcado automático, ahora llega el turno de analizar su sistema de seguridad para la conducción a bajas velocidades. El Active City Stop nos ayudará a evitar las colisiones por alcance que se originan de forma habitual en los atascos dentro de las ciudades.

El Active City Stop, aunque hizo su debut en el Ford Focus, se ha ido incluyendo paulatinamente en otros modelos de la marca; coches como el Fiesta, el B-Max, C-Max o el Gran C-Max incluyen ya este sistema que, aunque no será capaz de evitar completamente este tipo de colisiones por alcance, si conseguirá que se minimicen en gran manera los aparatosos golpes a los que nos enfrentamos con el coche de delante o enfrente. A todos, alguna vez, no han golpeado por detrás en un atasco (o hemos sido nosotros los que golpeábamos levemente al coche que estaba delante nuestro)… activar el funcionamiento de este nuevo asistente de Ford es tarea sencilla: vamos a verlo.

Los nuevos ojos de Ford para nuestros coches

Justo detrás de nuestros retrovisores están insertados los nuevos sensores necesarios para este y otros sistemas. Se trata de una serie de cámaras que Ford usará a partir de ahora para diferentes servicios y también de un láser de tipo infrarrojo y denominado “LIDAR”, que se encargará de transmitir toda la información que precisa al sistema Active City Stop. Este láser realiza la medición y el control de la distancia que hay entre nuestro vehículo y el coche de delante, teniendo siempre en cuenta la velocidad con la que se realiza el acercamiento.

Estas mediciones y comprobaciones se realizan una media de 100 veces cada segundo, y la combinación de todas las variables, datos e información antes citada permiten que el ordenador de nuestro Ford estime las posibilidades de un alcance delantero. De esta forma, si el sistema detecta una frenada brusca del coche delantero, activará la carga de los frenos de nuestro automóvil y actuará en consecuencia si no detecta una reacción por nuestra parte al volante

¿Cómo funciona el Active City Stop?

O más concretamente, ¿cómo se activa o desconecta?. El sistema se encuentra instalado en el ordenador de abordo de nuestro coche, pudiendo controlarse y manejarse de forma sencilla en la pantalla que se encuentra situada entre el velocímetro y el tacómetro. El control del sistema está integrado en los los botones habilitados al uso del lado izquierdo del volante y se encuentra dentro de la siguiente ruta de opciones de menú: Configuración/Asistencia al conductor/Sistema seguridad baja velocidad. Como veremos, accediendo a este submenú podremos activar o desactivar el sistema a nuestro gusto, según nos interese.

Sería un error pensar que este sistema evitará que colisionemos a altas velocidades dentro de una autovía, ya que el Active City Stop sólo se activa y entra en funcionamiento en rangos de velocidades siempre inferiores a los 30 Km/h. Ford ha estimado que el sistema será capaz de conseguir evitar las colisiones delanteras por completo en unas condiciones de velocidad relativa entre vehículos que no supere nunca los 15 km/h; si dicha velocidad relativa aumenta, siempre sin superar los 30 kilómetros por hora, el objetivo de este sistema de seguridad será reducir al máximo la velocidad para minimizar al máximo el impacto…

… Y el coche colisionará, aunque se haya reducido al máximo posible la intensidad del impacto esperado. Como hemos comentado antes, la secuencia de acciones comenzará por la carga de los servofrenos para aplicar la frenada, siempre que no pisemos el pedal de freno por nuestra cuenta, y liberará el acelerador al mismo tiempo para maximizar la efectividad del sistema e intentar evitar el golpe. Una vez concluida la secuencia de frenado automático, el sistema calará el motor del coche y encenderá automáticamente las luces de emergencia, para señalizar nuestra posición e intentar evitar que seamos alcanzados de la misma forma por el vehículo al que precedamos en la marcha.

gráfica de distancias en funcionamiento

En resumen, el Active City Stop es un sistema novedoso que tendremos que incorporar en nuestras posibilidades de conducción y que nos va a requerir un proceso de adaptación, de la misma forma que cuando probamos por primera vez otros sistemas automáticos como el de aparcamiento asistido, etc… Eso sí, este tipo de tecnologías con la vista puesta en la seguridad, pueden facilitar y ser de gran ayuda para la conducción en los atascos que encontramos a diario en los accesos a las grandes ciudades, así como en las operaciones salida y retorno de puentes y vacaciones.

Más información en ford.es/tecnologia.

Active City Stop, el sistema anti colisiones de Ford
2.8 (55%) 4 votos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *