Cómo cambiar los Discos de Freno

Por el 10/10/2017
discos de freno al descubierto

Los discos de freno son un elemento del sistema de frenado de nuestro vehículo. Se trata de la pieza que es sometida al rozamiento de las pastillas. Veremos el procedimiento a seguir para sustituirlos cuando sea necesario.

Para esta tarea serán necesarios los siguientes materiales:

 Discos de freno nuevos (específicos para nuestro vehículo)
Guantes (opcional)
Gato, rampa (u otro elemento para elevar el vehículo)
Llaves
Pastillas de freno, si las cambiamos a la vez

Paso 1: Elevar el vehículo

Una vez preparado el material, procedemos a elevar el vehículo. Cambiaremos los discos de freno (y las pastillas si vamos a hacer todo junto) de cada eje, es decir, las de las dos ruedas de delante, las de las dos de detrás o todas.

Podemos elevar todo el eje (por ejemplo, elevamos un lado con ayuda del gato, introducimos un objeto que pueda sostener el vehículo y retiramos el gato. Misma operación en la otra rueda) o también podemos ir haciéndolo de una en una.

Sea como sea, una vez elevado (con seguridad ante todo) procedemos a retirar la rueda del lado por el que vamos a empezar, hasta encontrarnos como en la imagen a continuación.

discos de freno deteriorados

Paso 2: Aflojar el pistón de la pinza para poder sacarla

Antes de nada, podemos girar la dirección para tener más fácil acceso y poder trabajar cómodamente.

Dicho esto, procedemos a aflojar un poco el pistón (más adelante veremos como meterlo para adentro del todo) ayudándonos con un destornillador plano haciendo palanca entre la pastilla y la pinza.

 

Paso 3: Sacar los dos tornillos de la pinza y retirarla

La pinza está sujeta por dos tornillos: uno arriba y otro abajo muy fácilmente reconocibles. Para poder sacar la pinza simplemente tendremos que aflojar estos dos tornillos y la podremos retirar sin problemas con la mano.

Procedemos a retirarla y accederemos a las pastillas de freno.

 

Paso 4: Sacamos las pastillas de freno viejas

Con ayuda de un destornillador plano, retiramos las pastillas viejas. No tiene ninguna dificultad, veremos que salen enseguida haciendo un poco de palanca hacia afuera con cuidado. Desenganchar primero la pestaña metálica que las sujeta por la parte superior.

 

Paso 5: Quitamos el soporte de la pinza

Una vez retiradas las pastillas, aflojamos los tornillos que sujetan el soporte de la pinza y dejaremos únicamente el disco.

 

Paso 6: Quitar los tornillos de los discos de freno

El disco se sujeta mediante tornillos, que deberemos aflojar para poder extraerlo.

 

Paso 7: Sacamos el disco

Como lo más probable es que se haya quedado pegado, le daremos unos golpecitos con un martillo al disco a lo largo de su circunferencia para poder sacarlo. Lo extraemos.

 

Paso 8: Colocamos el disco nuevo

A partir de aquí lo que tendremos que hacer es exactamente los mismos pasos que llevamos realizados, pero a la inversa. Colocamos los tornillos para fijar el disco.

Paso 9: Colocamos el soporte de la pinza

Igualmente, realizamos la operación inversa a la extracción anterior del soporte de la pinza.

Paso 10: Colocamos las pastillas y la pinza

Puedes ver el proceso en detalle en nuestro brico sobre las pastillas de freno

Paso 11: Colocamos la rueda

El último paso ya es colocar la rueda y bajar el coche. Ya tenemos discos de freno nuevos.

Si necesitas apoyo visual, puedes ver este completo vídeo de todo el proceso: https://www.youtube.com/watch?v=7PrJzrZim5o

qué hacer con discos de frenos oxidados :D

Cómo cambiar los Discos de Freno
Valora este artículo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *